Sobre el TDAH y otras enfermedades (Respuesta a @Strambotic y @Publico)

tdah-día4images

Hace casi un mes un bloguero español llamado Iñaki Berazaluce (más conocido como Strambotic) escribió un artículo en el que aseguraba que el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) y otras nueve enfermedades son “inventos de las farmacéuticas para enriquecerse a manos llenas”. Para colmo publicó una entrevista con Marino Pérez Álvarez (un psicólogo conductista que a su vez afirma que las enfermedades mentales no existen mientras ronda por las redacciones de periódicos españoles intentando vender sus libros) para intentar validar su punto de vista.

En el presente artículo (con la ayuda de la Dra Carmen de la Cerda – @OjosdeSaba-) vamos a dar una respuesta a los dos artículos de Strambotic (más que todo al primero, aunque la respuesta al segundo va implícito en él) punto por punto y con las evidencias científicas en la mano, que aparecerán a lo largo de la contrarrespuesta. Comencemos

Tema 1

Disfunción eréctil

Definición

La disfunción eréctil (DE) es la incapacidad persistente de conseguir y mantener una erección suficiente que permita una relación sexual satisfactoria. Se trata de un problema benigno relacionado con los aspectos físicos y psicológicos de la salud que tiene un impacto significativo en la calidad de vida de las personas afectadas y en la de sus parejas.

Su prevalencia, es decir, el porcentaje de hombres afectados, ha sido investigada: el estudio MMAS (Feldman HA, 1994) informa de un 5-17% % de prevalencia de DE de diferentes grados de severidad en varones de 40 a 49 años y de 15 a 34% en los varones 70 a 79 años, de ellos el 17.2% presentan DE de grado mínimo, el 25.2% de grado moderado y una DE completa el 9.6%. En el estudio EDEM (Martín A, 2001), realizado en España, se ha visto que el 12% de los hombres de 25 a 70 años presentan disfunción eréctil.

Causas

La DE comparte los mismos factores de riesgo que la enfermedad cardiovascular (vida sedentaria, obesidad, tabaquismo, hipercolesterolemia y síndrome metabólico) y puede preceder a la aparición de los síntomas cardiovasculares, por lo que se considera un indicador precoz de la misma (Heidelbaugh JJ, 2010). Se ha visto que con la incorporación de hábitos de vida saludables mejoran los síntomas de la DE (Wespes E, 2010). La erección es un fenómeno neurovascular regulado por factores hormonales en el que se produce dilatación arterial, relajación de la musculatura lisa y oclusión venosa. [i]

Por lo tanto, no es una patología inventada por Pfizer, sino que en realidad corresponde a un síntoma, que debe ser estudiado medicamente, para tratar la causa subyacente. Sin embargo, no es posible negar que el sildenafil haya generado a Sanofi una gran cantidad de ingresos, ni que haya sido mal utilizado.

[i] http://www.fisterra.com/guias-clinicas/disfuncion-erectil/

Tema 2

Déficit atencional

Ojo, lo que el autor del artículo señala como una explicación de su hermana, en realidad corresponde a la cita textual del artículo “Evolución histórica del concepto TDAH” que se puede encontrar en el sitio del Instituto de Tecnologías educativas y de Formación del Profesorado del Ministerio de Educación de España.

Ahora, creo que se ha abusado del diagnóstico de esta condición, medicando excesivamente a niños por demás sanos, por lo que efectivamente pudiera haber un grado de abuso en la medicación excesiva.

Tema 3

Timidez

Aquí el autor simplemente confunde temas: una cosa es la timidez con “fobia social”, conceptos relacionados, pero no equivalentes.

Definición de timidez: “En su acepción psicológica más clásica, la timidez se utiliza para referirnos a “aquellos niños con un patrón de conducta caracterizado por un déficit acusado en las relaciones interpersonales y una tendencia estable y acentuada de escape o evitación del contacto social con otras personas”. [i] (El niño tímido)

Por otra parte, la fobia social, podría definirse como el grado máximo de la timidez, que altera la vida diaria de la persona. De acuerdo con el Blog de Psicología “Reflexiones”, la fobia social está definida por 4 criterios:

[i] http://www.psicodiagnosis.es/areageneral/latimidezelniotimido/

  1. Temor acusado y persistente por una o más situaciones sociales o actuaciones en público en las que el sujeto se ve expuesto a personas que no pertenecen al ámbito familiar o a la posible evaluación por parte de los demás. El individuo teme actuar de un modo (o mostrar síntomas de ansiedad) que sea humillante o embarazoso.
  2. La exposición a las situaciones sociales temidas provoca casi invariablemente una respuesta inmediata de ansiedad, que puede tomar la forma de una crisis de angustia situacional o más o menos relacionada con una situación.
  3. El individuo reconoce que este temor es excesivo o irracional.  Las situaciones sociales o actuaciones en público temidas se evitan o bien se experimentan con ansiedad o malestar intensos.
  4. Los comportamientos de evitación, la anticipación ansiosa, o el malestar que aparece en la(s) situación(es) social(es) o actuación(es) en público temida(s) interfieren acusadamente con la rutina normal del individuo, con sus relaciones laborales (o académicas) o sociales, o bien producen un malestar clínicamente significativo.[i]

Entonces “timidez” no es lo mismo que “fobia social”.

[i] http://medicablogs.diariomedico.com/reflepsiones/2010/01/29/definicion-y-origen-de-la-fobia-social/

Tema 4

Osteoporosis

Tal como el autor del blog señala, la pérdida de masa ósea es normal a medida que envejecemos. Sin embargo la osteoporosis es algo más que la pérdida de calcio en los huesos, sino que además existe una alteración en la arquitectura del hueso.

El principal problema de la osteoporosis, es que una de sus consecuencias es la presencia de fracturas, siendo las más frecuentes las de columna y cadera. En especial, esta última determina un alto riesgo de postración y aumenta la mortalidad.

Por lo tanto, la osteoporosis no es un invento, ha existido siempre, pero ahora se puede prevenir y tratar, antes de llegar a la fractura.

Recomiendo revisar el documento “Protocolos Osteoporosis” de la Sociedad Española de Medicina Interna.

Tema 5

“Cara de bicicleta”

Jamás fue considerada “enfermedad”. Aunque el artículo fue escrito por un médico, no existe en la literatura médica (salvo el artículo en cuestión) más antecedentes de esta falsa enfermedad.  El artículo se llama “The hidden dangers of cycling“, escrito por el Dr. Shadwell, y reproducido en el blog de Gareth Grees [i]

[i] http://garethrees.org/2012/01/10/shadwell/

Tema 6

Colesterol

Aquí partimos mal. Para empezar el colesterol es un lípido, por lo demás importante para el funcionamiento de nuestro organismo: se encuentra en neuronas, es la base en la formación de hormonas esteroidales. Por lo tanto, tener colesterol no es en absoluto una enfermedad.

El problema es cuando tenemos hipercolesterolemia, es decir, un aumento por sobre los valores normales. No es una enfermedad, sino que un factor de riesgo asociado a enfermedades cardio/cerebrovasculares.

Los valores normales de lípidos (colesterol, triglicéridos), corresponden a los siguientes[i]:

Colesterol Total:(1):

  • Deseable:  menos de 200 mg/dL
  • Límite alto: 200 – 239 mg/dL
  • Alto: igual o mayor a 240 mg/dL

LDL-colesterol:

  • Ópción terapéutica en pacientes de muy alto riesgo:(*)  menos de 70 mg/dL
  • Óptimo: menos de 100 mg/dL
  • Cercano al óptimo: 100 – 129 md/dL
  • Límite alto: 130 – 159 md/dL
  • Alto: 160 – 189 mg/dL
  • Muy alto: igual o mayor a 190 mg/dL

HDL-colesterol:(1)

  • Bajo: menos de 40 m/dL
  • Alto: igual o mayor a 60 mg/dL

(1)  Recomendaciones del tercer reporte del panel de expertos del National Cholesterol Education Program (NCEP) sobre la detección, evaluación, y tratamiento del colesterol sanguíneo elevado en adultos (ATP III – Adult Treatment Panel III). Actualización año 2004.

 (*) Se define riesgo muy alto a los pacientes coronarios con: múltiples factores de riesgo (especialmente diabetes); factores de riesgo mal controlados (especialmente tabaquismo); factores de riesgo compatibles con síndrome metabólico (especialmente triglicéridos mayores de 200 mg/dL y no-HDL > 130mg/dL con HDL < 40 mg/dL); y pacientes con síndrome coronario agudo.

LDL = Lipoproteína de baja densidad

HDL = Lipoprotoína de alta densidad

(Nota al margen: la hipercolesterolemia familiar SÍ ES una enfermedad. Corresponde a un aumento desmesurado  en los niveles de colesterol, debido a una alteración genética. No mejora con dieta, sino que se debe iniciar terapia farmacológica. Los niveles de colesterol elevados, determinan en muchos casos, infartos agudos al miocardio antes de los 40 años de edad)

[i] http://www.valoresnormales.com/perfil-lipidico-colesterol-acidos-grasos-trigliceridos#colesterol

Tema 7

Trastorno por atracón

Me cuesta opinar de la esfera psiquiátrica. Es la parte de la medicina que menos me interesa académicamente. Sin embargo, puedo comentar algo al respecto.

Primero, la falta de rigurosidad absoluta del autor del artículo. Sus afirmaciones me dan a entender que su interés no es tanto informar como sí dar su opinión.

Asevera el autor que se creó el diagnóstico el año 2013. Sin embargo, ya en 1959 Stunkard describió esta conducta compulsiva en un subgrupo de pacientes obesos. Lo que hizo el DSM-V fue sistematizar los criterios diagnósticos.

Respecto del tema de los trastornos de la conducta alimentaria, un buen artículo es el publicado en la revista  Psicothema: “Tratamientos psicológicos eficaces para trastornos del comportamiento alimentario”[i]

[i] http://www.unioviedo.es/reunido/index.php/PST/article/view/7892/7756

Tema  8

Disfunción sexual femenina

A ver. Tema espinudo, por cierto. Y que roza el machismo y el conservadurismo. La disfunción sexual femenina no es solamente la disminución del deseo sexual, sino que incluye:

  1. Trastornos del deseo
1.1 Deseo sexual hipoactivo
  1. Trastornos de la excitación
2.1 Aversión sexual
2.2 Deseo sexual inhibido
2.3 Trastornos de la lubricación
3.Trastornos del orgasmo
4.Disfunción sexual por dolor 4.1 Dispareunia
4.2 Vaginismo

Por razones culturales, sobre todo religiosas, muchas mujeres toleran o aceptan “determinadas condiciones que limitan su gratificación personal, bien sea por dificultades propias, por las de su compañero sexual, por la relación misma de pareja, o por su propia naturaleza, pues las dificultades sexuales de las mujeres, no están centradas (como pasa en los varones) en la fisiología y, consecuentemente, en los problemas del tejido eréctil o del orgasmo; las mujeres pretenden disfrutar del sexo de una manera diferente y buscan mejorar aspectos subjetivos de la relación sexual y no sólo la fisiología de la misma. Es por eso que muchas mujeres que se quejan de falta de respuesta genital de sus compañeros, lo hacen además de la ausencia de pasión, de amor, de romance y en general, de placer sensual y ninguna de estas condiciones se obtiene con medicamentos”[i].

La mayoría de estos trastornos no requieren terapia farmacológica para mejorar. “Big Pharma”, no gana mucho con eso.

[i] http://www.encolombia.com/medicina/revistas-medicas/menopausia/vm-71/meno7101disfunciones

Tema 9

Alopecía

Si nos referimos a la alopecía androgenética (la que describe el autor del artículo), efectivamente es una condición normal en el envejecimiento de algunos hombres. Que esta situación pueda generar problemas de autoestima, es probable. Antes existían solamente peluquines y pelucas para ocultar esta situación. Hoy existen además fármacos. Y si tienen tanto éxito, habría que ver si es sólo por efecto de la publicidad, o hay otro problema por ahí. Al respecto es interesante leer el artículo: “Comprensión Psicoanalítica de la Alopecia: Caso Clínico”[i]

(Sí, podemos concederle este ejemplo al autor del blog)

[i] http://www.fupsi.org/VIIcongreso/Comprensi%F3n%20Psicoanal%EDtica%20de%20la%20Alopecia.pdf

Tema 10

Drapetomanía

Una forma de no reconocer lo brutal que era la esclavitud en los Estados Unidos, ya que “explicaba” las continuas tentativas de evasión mediante una enfermedad, en vez de abrir los ojos a la realidad. Sólo descrita en algunos estados de Estados Unidos antes de la Guerra de Secesión. Puede leerse sobre el tema en el libro “Not the Future We Ordered: Peak Oil, Psychology, and the Myth of Progress” Aquí, una vista previa[i]

[i] http://books.google.cl/books?hl=es&lr=&id=x9f9aw5Qqm4C&oi=fnd&pg=PA1&dq=drapetomania&ots=7vEr-NaDSm&sig=i3Io5kLkyIe33vS3TyxSMKAqNUI#v=onepage&q=drapetomania&f=false

Ahora que he expuesto esto, dejo unas preguntas que no va solo para Strambotic sino también para Público y es: ¿En serio ustedes creen que ser de “la verdadera izquierda” es creer en cuanta conspiración se inventan? ¿ustedes creen que la izquierda va a ganar pensado así? Si es así, ¿no creen que esa es la razón por la que están en la inmunda? ¿no es esa la razón por la que el PP ostenta el poder en su país? No siendo más, hasta la próxima.

Anuncios

4 comentarios en “Sobre el TDAH y otras enfermedades (Respuesta a @Strambotic y @Publico)

  1. Pingback: Sobre el TDAH y otras enfermedades (Respuesta a @Strambotic y @Publico)

  2. No soy experto en psicología ni tan siquiera en la obra del autor citado, pero me parece que no han entendido lo que quiere decir Marino Pérez Álvarez.

    Él sólo niega la existencia de ciertas enfermedades mentales, entre ellas la fobia social y el trastorno de hiperactividad infantil, por poner dos ejemplos, pero no niega la existencia de la mayoría de trastornos mentales.

    Además, considera que los trastornos mentales no son “entidades naturales”, sino “entidades prácticas”; es decir, la naturaleza de dichas enfermedades no es la misma que la de enfermedades como la gastroenteritis o el cáncer, por poner dos ejemplos. A su juicio, los trastornos mentales tienen un origen biográfico y no orgánico: los problemas de personas que padecen tales trastornos no son cerebrales, o sea, orgánicos, sino que están relacionados con la vida, con la manera como el paciente se relaciona con su entorno. Por eso la medicación no sirve para sanarlos; simplemente puede paliar los efectos de ciertos síntomas, pero no curarlos.

    No entiendo la razón por la cual explican asuntos relacionados con enfermedades o condiciones como la alopecia, que poco tienen que ver con el ámbito psicológico.

    Un cordial saludo.

    • Lo de incluir la alopecia, la disfunción sexual femenina, el colesterol alto y otras enfermedades no psiquiátricas se debe a que en el primer artículo que Strambotic escribió se incluyeron enfermedades reales, enfermedades inventadas, enfermedades psiquiátricas y enfermedades no psiquiátricas.

      Con respecto a si las enfermedades psiquiátricas son o no reales, diré una cosa: El que aún no se haya encontrado el biomarcador para el TDAH, la bipolaridad o la depresión crónica no significa que no existan, sería como decir que la tuberculosis no existía a principios del siglo XIX porque en ese entonces no habían descubierto el bacilo de Koch.

  3. No creo que Pérez Álvarez niegue la existencia de la depresión crónica, aunque supongo que afirmará que la mejor manera de tratarla es la terapia psicológica, y no la medicación.

    Porque, y es pertinente que usted lo mencione, afirma que el tiempo transcurrido desde que se diagnosticaron por primera vez ciertos trastornos mentales y el que no se hayan encontrado causas neurobiolígicas, nos debería hacer sospechar sobre la existencia de esos biomarcadores; por eso, como ya dije, concluye que los trastornos mentales tienen un origen biográfico, no orgánico. Dicho de otro modo: nadie va a encontrar causas neurobiológicas aunque se afane en buscarlas, al menos según él.

    Puede que el pensamiento de Pérez Álvarez esté lastrado por nocivas influencias cartesianas, por decirlo de algún modo: las enfermedades del cuerpo son diferentes a las del alma; “res extensa” por un lado, “res cogitans” por otro. Yo no lo creo; me parece que acierta en su diagnóstico: la conducta ha sido eliminada de las prácticas psicológicas. Ahora todo es cosa de píldoras; dentro de poco también las fobias se trataran con fármacos. Nótese que la conducta, el campo de estudio de la psicología clínica, no es un fantasma epistemológico; su existencia es tan cierta como la existencia de las neuronas o el hígado, y no está determinada siempre por procesos bioquímicos. Los condicionantes son también biográficos. Pero me estoy repitiendo.

    En fin, reitero que no soy experto en psicología, aunque les aconsejo que lean los artículos académicos publicados y los libros publicados por el autor. Por supuesto, entiendo que después de leerlos discrepen o no acepten sus conclusiones.

    Por cierto, hace poco se publicó, no recuerdo dónde, un artículo sobre la ineficacia manifiesta del prozac, o al menos sobre su influencia, idéntica a l de un placebo.. Disculpen que no incluya la referencia; leo muchas cosas y luego las olvido. En cualquier caso, cautela con las explicaciones de carácter neurobiológico. También, por supuesto, con las psicológicas. En ciencia y filosofía hay que ser cautelosos.

    Un cordial saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s